martes, 17 de mayo de 2011

Trucos para renovar el interior del hogar

La evolución de la familia o simplemente la necesidad de modificar algún aspecto decorativo son las principales causas que nos impulsan a realizar reformas.

Trucos para renovar el interior de hogar

No siempre hay que hacer cambios estructurales. Las pequeñas variaciones pueden proyectar un giro importante en cualquier ambiente.




El mobiliario, los acabados de pisos y paredes, las cortinas y edredones y, por supuesto, los objetos decorativos, son elementos claves a la hora de darle nueva vida a su casa.



Efectos especiales con color

La pintura es una de las mejores aliadas a la hora de redecorar. Aquí van algunas sugerencias y turcos para crear efectos especiales y solucionar problemas:

El color oscuro absorbe luz y provoca visualmente una reducción del espacio. Evítelo en estancias de dimensiones reducidas.

Si la habitación posee techos bajos, pinte el cielo de blanco mate o de un color más claro que las paredes.

Si la estancia parece demasiado alta aplique una pintura mate oscura para el techo. Como alternativa coloque una moldura decorativa y pinte la zona inmediatamente debajo con un tono más oscuro que el resto de la pared.

Los acabados satinados vinílicos y de pintura esmaltada son ideales para áreas de mucho desgaste; por ejemplo el vestíbulo, básicamente, porque es fácil de limpiar.

Para el cuarto de los niños recurra a una pintura epóxica acrílica (al agua). Es lavable, no alérgica y de bajo olor residual.

No olvide las ventajas de la pintura texturada. Es ideal para cubrir grietas y pequeñas imperfecciones de las paredes y techos.

Es importante que el color sea el complemento de los muebles, telas y alfombras. Jamás debe competir con ellos generando una atención excesiva.

Los colores del momento son los tonos planos que tienden a neutralizar; los colores definidos son definitivamente cosa del pasado. A la hora de armar su carta de colores no se olvide del verde pistacho, el marfil, los ocres, los verdes musgo, caqui, amarillo espiga y por supuesto la estrella: azul hielo

Recuerde que los colores se dividen en dos grandes grupos: cálidos y fríos. Los cálidos (rojos, amarillos, naranjas) parecen avanzar hacia nosotros y crean ambientes acogedores, como contrapartida achican el espacio.

Los colores fríos (violetas, azules, verde y negro) parecen estar en retroceso y generan una sensación de mayor espacio. Juegue con estas percepciones según las necesidades de su casa.

Una vez elegidos los colores, compruebe que el esquema funcione con la luz que recibe. Recuerde la luz solar es direccional y ressalta los objetos más cercanos.



Paredes con imaginación

Jugar con el diseño de las paredes es una nueva tendencia en decoración.Según los especialistas en acabados decorativos, el wash apergaminado y los esténciles (estarcidos) son los más utilizados.

El wash apergaminado se trabaja de manera artesanal a partir de tintes concentrados y colores definitivamente originales, creados según las necesidades y deseos de cada persona.

Para ambientes tradicionales lo mejor es recurrir a un solo color y textura. Si se arriesga un poco, pruebe con el mismo color en diferentes texturas para jugar con luces y sombras en la misma estancia. Finalmente, los ambientes más atrevidos admiten contrastes de color que funcionan como puntos focales.

Otra alternativa es pintar el zócalo (desde el rodapié una línea horizontal de90 cm de ancho) de un color más oscuro al resto de las paredes.

También puede realizar una franja decorativa más oscura entre el techo y la pared; jugar con líneas enmarcando puerta y ventanas o bien bordeando cornisas.

Los esténciles se trabajan en forma de franjas decorativas a partir de diversos motivos. A veces se recurre a un motivo presente en la decoración: el tapizado del sofá, la tela de la cortina, el edredón o algún objeto decorativo que está en exhibición.

La ubicación de los esténciles depende de la situación particular de cada ambiente y de los detalles arquitectónicos previos. Algunos lugares que usted puede adaptar a las necesidades de su casa son:

En el cielo raso y paredes.
Alrededor de los arcos que comunican ambientes.
A modo de marco alrededor de un espejo biselado.
Enmarcando una ventana sin cortinas y que solo posee persianas. (Las ventanas con cortinas romanas o con tergal fijo también admiten un marco de esténcil. Lo importante es que las cortinas no se recojan en los extremos porque cubrirán el detalle decorativo.)
En las columnas interiores o exteriores el esténcil se realiza sobre el pie y en el área superior.
Para enmarcar puertas y armarios



Pintar las molduras de yeso o estereofón es otro buen recurso para conseguir efectos decorativos; incluso se puede obtener un tono madera.



Una casa a toda luz

Las necesidades de iluminación se satisfacen a partir de tres tipos de luz diferente:

Luz ambiental: Proviene de lámparas o apliques que iluminan la estancia y proporcionan luz. Otra alternativa son las lámparas con detalles de hierro y reminiscencias románticas.

Luz de trabajo Básicamente para escritorio o áreas donde se realice una actividad que requiera iluminación extra. Encontrará lámparas de brazos extensibles con o sin prensa y modelos con lupa incorporada para actividades de detalle.

Iluminación dirigidaPara destacar objetos decorativos. Existen luces para cuadros en forma tubular. Los rieles con spots dirigibles son otra alternativa de iluminación concentrada, así como los ojos empotrados. Estos últimos vienen con bombillos incandescentes o halógenos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada